jueves, 28 de julio de 2011

Las redes sociales y mi vida.




Hoy sigo sin internet (que novedad) y estuve pensando en que a diferencia de muchas veces no me pica el tener que estar en el Messenger o checando facebook y twitter, sino que me pica más la idea de tener dudas y no tener internet para buscar cosas actuales como ¿Qué pasa en Egipto? Y demás cosas.

Esta vez quería hablar sobre las redes sociales que he tenido a lo largo de mi vida y pues si mal no recuerdo estas fueron:

Hi5:
Todos penamos haber pertenecido a esa red pero sabemos que en su tiempo era lo popular y todos tenían y te enterabas de cada cosa…  pues yo siempre edite mi hi5 poniéndole madre y media para que se viera chévere y la gente me preguntara que como le hacia… ahí conocí a mi primer amor, ahora novio y fuuramente... novio (es que no quiero que termine) y pues era divertido poner gif’s en tus cuadritos de información, poner en el “acerca de mi” cosas geniales y que ni eran ciertas, de verdad me gustaba, me permitía stalkear mucho más fácil a mis presas dado que los comentarios se almacenaban en páginas y pues era cuestión de buscarle… sólo que como todo, llegaron los Emos y otras personas y hi5 ya había pasado de moda y todos cerramos nuestro hi5

Metroflog:
¡Oh si! Me considero orgullosamente miembro del metroflog cuando no había niños emo de 13 años tomándose fotos desde arriba con mensajes depresivos en ediciones horribles o montones de personas que les gusta perrear (sin ánimos de ofender) me gustaba esa comunidad a la que entré en donde subíamos fotos geniales y no vistas con textos propios o algún c&p de algún autor, presumiendo conocerlo… y pasar a firmar a tus amigos con cosas ambiguas y extrañas, amé ese espació, conocí a personas tan hermosas, personas tan cercanas y conocí a muchos autores, cabe mencionar que tuve como tres cuentas de metroflog pero la más famosa fue la de /bliss_chipiletoza (el nombre, antes de que digan que es estúpido (y lo sé) fue por un exnovio que se apodaba bliss y pues chipiletoza viene del mexicano chipileta que hace referencia a una paleta de la cual era fanática y un día el me empezó a decir chipileta y como cuando uno esta enamorado hace cosas cursis, que mejor (jaja) que ponerle a tu metroflog algo que te recuerde eso.) Y mi metroflog fue famoso (qué humilde) y pude activar la opción de subir dos fotos al día y tener muchas firmas.

Blog:
Oh si, hubo un auge donde tener blog era la onda, este humilde espacio ya tiene su ratote en la red, y lamentablemente no le he dado el mantenimiento ni la dedicación que se le merece pero sigue siendo especial para mi, ya que ha sido como mi diario y pues uno siente bonito cuando ve que hay más gente leyéndote y comentando, de igual manera tu los lees y les comentas, para mi fortuna blogger no ha caído en mano de emos u otras personas, sigue siendo un espacio limpio y sano (jajajaj) y de verdad lamenté abandonarlo después de las 10 000 visitas por que supe que muchos de los lectores al verlo abandonado se irían y pues eso es feo.
#sufro como precious.

Facebook:
Oh si, el diablo de las redes sociales donde se vive un ambiente bien pesado, tiene más facilidades y prometía ser más dinámico que hi5, después de este todos emigraron a Facebook y pues he llegado a escuchar cosas como “Si facebook no lo dice aún no es cierto” donde todos pueden presumir sus parejas y si terminas una relación todos se van a enterar, también olvidas aquel compromiso de aprenderte las fechas especiales dado que esta red te permite felicitar a medio mundo en su cumpleaños sin necesidad de acordarte dos días antes, pero sí en cuanto inicias sesión te lo dirá… en lo personal he tenido malas experiencias y me da mucha risa aquellas personas que te agregan cuando andas con alguien solo para ver quién o cómo eres, lo bueno de facebook es que se arman discusiones y debates interesantes (siempre y cuando agregues a la gente correcta) y lo malo es que no me deja stalkear tan bien ya que para ver los comentarios del muro de alguien tienes que estar viendo las actualizaciones y que flojera. Podría hablar mucho de facebook pero es algo que todos ustedes conocen. Lo irónico es que tengo agregados a todos mis amigos de la comunidad de metroflog, pero es más difícil compartir material ):

Twitter
¡Ay Twitter!, siempre me gusto, encontré a mis homólogos de ortografía y sarcasmo aparte de que en 140 caracteres debes acomodar las cosas que quieres decir y eso te hace ser más directo y sin rodeos, pero también tiene sus limitantes.
Lo bueno de twitter es que puedes seguir al presidente, celebridades, escritores, equipos de futbol, noticieros y todo es más rápido, sólo sabes lo esencial de una persona y valoras más lo que alguien puede decir que una foto.

Flickr:
¡Ame este espacio! Las fotos que puedes llegar a compartir, yo me orgasmeaba cuando abría mi sesión y veía que “mis favoritos” habían subido fotos o habían comentando fotos mías, sin duda un espacio sin gente fea (ideológicamente hablando), lo malo es que hay gente que tiene cámaras hermosas y buenas y toman fotos tontas y creen que es artístico, puedes interactuar pero… lo importante es ver las fotos.

Y ese fue mi recorrido por las redes sociales, tengo cuentas regadas en otras pero nunca las uso (y ni las usaré) es curioso ver como antes la gente se hablaba, se veía, se platicaba al oído cosas, llegó el teléfono y todo lo facilitó… llegaron las redes sociales y pareciera ser que la raza humana volvió a algún estado de estupidez, de dependencia y deshumanización, que tienen lo bueno si… o saben, creo que el problema no son ellas, sino el USO que nosotros le damos.

Touche.

Destino & Futuro.




De verdad que hablar del significado trascendental que estas dos palabras tienen en mi vida me aterra.

Saben, el destino es (para mí) la clase de hombre que decide el futuro de la relación con su novia llamada “Futuro” ¡oh si! Y antes yo era como adoradora de esta secta (por que ellos tienen una secta) y siempre decía “lo dejaré al destino” o cosas se las atribuía a mi destino, y saben, en mi muy humilde pero soberbia opinión creo que el destino existe, pero no debemos darle el cien por ciento de nuestras ganancias de vida ¿Por qué?

En mi corta y efímera existencia en esta vida, me he topado con casos en donde yo misma he dicho “se lo dejo al destino” y este bastardo no siempre actúa como yo quiero y es ahí donde los problemas empiezan.

Hay cosas que no tienen explicación pero irónicamente encajan en tu plan de vida y es ahí donde el destino parece ser bueno y amable contigo y hasta te da gusto darle su reconocimiento diciendo “eso fue el destino” pero señores, yo me declaro (desde hoy) una persona que respeta al destino pero no planea aceptar todo lo que “su santa voluntad” quiera, y NO, no estoy diciendo que todo sea destino, por que como bien sabemos según la física “A toda acción corresponde una reacción todo depende de la magnitud de la primera…. Bla bla bla” quedémonos con “a toda acción corresponde una reacción” y es que la vida es tan sencilla (aja) como esta ley, te cruzas la calle con el verde en el semáforo serás atropellado y probablemente quedes paralitico e inservible para esta sociedad capitalista que quiere mano de obra barata o en su defecto mueres. No se necesita ser un genio para entender que esto no fue el destino, sino un acto de estupidez humana y una acción que tuvo una reacción pero no faltara la tía o el tío que diga que esto fue coincidencia o destino…

Ahora pasemos con “Futuro”.

SI crees en el destino tu futuro puede ser horrible o puede ser muy bello pero no puedes dejarle todo al destino o explicar todo al destino por que si no estas pecando de ser iluso y nadie quiere eso, si uno trabaja arduo puede modificar el futuro pesimista, negro, ruin y vil que le depara, pero esto si no es fácil, es cuestión de hacer lo que DEBEMOS en el momento correcto… ¿ven? No es fácil, generalmente siempre hacemos tarde las cosas, o nos damos cuenta de que la estamos regando como cuando ya echamos a perder nuestra vida como 3 veces (si bien nos va) y es aquí cuando vemos que lo hemos hecho mal, pero esto no es tan malo, algunos con regarla una vez aprenden y otros tantos aprendemos cuando ya llevamos varias y no esta mal, sólo es cuestión de mentes, contextos y pretextos, el punto es llegar a la meta, lograrlo y no estar mal ¿no?

Como nos podemos dar cuenta, la vida no es asquerosa, ni tampoco es rosa y linda (a todo esto ¿por qué creen que el rosa es sinónimo de bienestar?) pero tampoco es fácil, tiene sus retos y eso la hace divinamente interesante.
La naturaleza humana radica en estar inconforme y querer romper reglas y pues todos estamos de acuerdo con eso, por que son esas cosas que nos hacen movernos y experimentar.

Y cielos ¡Eso fue un momento de lucidez! Aplausos para Alicia.

Si ya sé, ustedes son unos genios y ya lo sabía.

M a r co




Alguien alguna vez me dijo: “Necesito ser más fuerte físicamente, para poder protegerte; fuerte mentalmente, para no lastimarte y fuerte espiritualmente, para estar contigo siempre.” (si, ese fuiste Tú Marco, y se que estas leyendo esto, y sí, sé que eres el único ferviente seguidor de este efímero espacio)
¿Por qué hablar de esto?.

Nunca había considerado la importancia de las cosas en el amor. (o sí, escribí A M O R, la palabra con “A” que parece grosería para muchos).

Y es que nos metemos en las redadas del amor con solo una cosa en mente, si el tío o la tía es linda y si hay “compatibilidad” pero nunca pensamos en la clase de persona que DEBEMOS ser para poder estar con esa persona.
Uno cambia, (quieras o no aceptarlo) y cambias por el contexto en el cual vives con esa persona, es como si violaras tu personalidad y tu personalidad desarrollara un síndrome de Estocolmo (y no digo que este mal, sólo lo digo con otra analogía más a mi estilo) ¿Qué trato de decirte?

Que cuando te enamoras vas a hacer “las cosas que jamás creíste hacer, pensar por alguien” y es que si por cada que algún amigo o amiga mía me dice esta frase me dieran un peso yo no estaría escribiendo aquí, en el frío de mi habitación, frente a una computadora rebelde que me está convenciendo de que la cambie, y sí, volviendo al tema siempre cambiamos dicen por ahí que es por el estado que el amor nos provoca, dicen otros que por convicción y digo yo que no sé por qué pero me gusta.

Y es que espero que usted amable lector no haya esperado que resolviera esta duda para usted, sino sólo planteo cosas, no soy científico ni soy doctora corazón, pero si soy una persona que ha estado bajo este efecto y a mucha honra.

Y es que el amor es masoquista, dice mi tía, y pues yo le creo, a veces sangramos demasiado por esa persona pero cuando realmente TÚ la quieres hasta te sientes bien, y no digo que hay que ser idiotas y darle todo sin reservas y poner nuestro corazón en bandeja de plata al lado de un martillo y un instructivo que dice cómo deshacerlo, pero tampoco digo que debas ser un hijo de perra.

Es simple, es algo que he observado y pues… creo que al menos alguna vez te ha pasado y si no, te recomiendo que apagues el monitor y salgas a caminar y a sonreírle a alguna persona del sexo opuesto (o del mismo, según tu preferencia) y hagas algo por vivir, digo, la vida es una, eres joven, eres bello, eres inteligente (por que si no, no estaría leyendo mi blog) y eres especial (lamento decirte que todos lo somos, no sólo tú) y es por eso que vale la pena buscarse algo que te motive… aunque estoy segura de que muchas veces no terminará bien pero al final las EXPERIENCIAS y las SATISFACCIONES personales son las que cuentan.

Y pues todo esto salió a manera de estrada de mi blog, ya que no tengo internet y me puse a ver mis archivos y encontré esto que algún día Marco me dijo y hoy me ha puesto a pensar.

¿Quieren un consejo de vida?
Escuchen Florence & The machine... después de esto no tendrán que agradecerme ni decir que cambié su vida, pero en serio, escuchen a esta mujer y el arpa tan majestuosa.

P.D. Aún guardo esa imagen (:

domingo, 19 de junio de 2011

Hace unos ayeres...

Yo decía esto...

Hoy


Hoy mi día comenzó temprano, es más ni siquiera vi en qué momento dejó de ser sábado y comenzó a ser domingo, de verdad que tampoco sé cuantas horas he dormido sólo sé que lo que pasó ayer fue increíblemente genial y la parte divertida fue cuando en el lugar donde yo me encontraba la pseudo fiesta se vio interrumpida por unos policías que creían que estábamos vendiendo toneladas de marihuana, haciendo trata de blancas, vendiendo piratería y planeando cómo sabotear las elecciones… pero pueden confiar que las personas que estábamos ahí (por primera vez) no estábamos haciendo nada malo, todo iba de una pequeña fiesta hasta besos y hasta ahí termina la historia.

Planeaba  hablar sobre el día del padre pero lamentablemente esta vez no puedo hablar algo de lo cual no conozca y tampoco es de que no pueda inventármelo pero es que para serles sincera odio estas fechas que tanta faramalla subjetiva tiene, es lindo que un día al año dejes de ser un hijo de perra con tu madre, padre, hermana, niño, discapacitado, con las mujeres, homosexuales y demás para terminar siendo 364 días el mismo tipo de siempre, pero que aburrido eso de tener que ir a comprar algo para darle a esa persona, ya que si no lo haces esa persona se sentirá:

• Olvidada
• Que no vale para ti
• Que eres la peor persona de este mundo
• Que no la valoras
• Que no tienes detalles con ella

De verdad que amo tener relaciones con la gente pero eso de tener una relación más que sentimental con los fetiches de una sociedad no me va.

Por otra parte, me han dado muchas ganas de escribir así que ya verán más actividad (si, llevo diciendo eso desde que tengo este blog) pero es en serio.

Espero su vida no sea tan clásica y comercial como la de mis vecinos y la de la gente que ve la televisión (sin ofender) sólo tratan de disfrutar y aprovechar los fetiches de la sociedad, uno nunca se sabe cuando puedas sacar algo bueno y pues de ahí se irá viendo el ingenio y astucia que cada uno de nosotros tenemos para con esta sociedad.

martes, 31 de mayo de 2011

Ex-traños.

Íbamos tú y yo por caminos diferentes que a veces se entrecruzaban
cuando yo avanzaba tú dabas la vuelta y me seguías
todo con tal de no dejarme.
Y yo me dejaba acompañar,
como quien se deja querer sin que eso signifique decidir nada
acaso aferrada a las sensaciones que viví contigo
con la esperanza de que aunque ocultas, aun existían
y que yo, sólo yo, tenía la llave de tus sueños.
Y mientras, seguía esperando
aun a sabiendas de que nunca volveríamos a estar como en otro tiempo.
Tú y yo, como tantas otras noches, nos encontrábamos en el mismo andén,
en dirección a ningún sitio en especial
sólo por el placer de viajar y compartir vagón
pero con diferentes destinos marcados.
Pero ayer...
Ayer no era yo quien te acompañaba,
otra que hay en mí te estaba observando,
otra que comprendió que todo estaba tal como lo dejaste.
Allí dormitaban nuestros recuerdos cubiertos de polvo
y retumbaban los golpes secos de mis palabras sin respuesta.
Ahí seguías, como si el tiempo no hubiese transcurrido,
estúpida espera de quien no tiene nada mejor que hacer.
Y triste.
Ahora que abro los ojos a un nuevo día,
empiezo a notar cuánto daño te han hecho los años.
Te quedaste ahí varado como una barcaza rota a la que a nadie parece importar.
Porque nada y todo ha cambiado.
Cuántas veces estuviste en silencio?
Y cuántas quise descifrar y ponerle voz a ese mutismo?
Demasiadas.
Hablabas de todo menos de tí mismo.
Pobre de tí.
Y pobre de mí, siempre presta a interpretar lo que no decías.
Mientras te dije que todo había acabado seguías en silencio.
Pero esta vez no quise explicar nada y seguí mirándote.
Y lo vi todo.
Vi que todo era nada.
Vi que tu silencio no era más que el fiel reflejo del vacío de tu alma.
Y me cansé de mirarte.
Y me cansé de tu mirada perdida y de tu silencio.
No había ninguna luz oculta en las sombras.
Porque detrás de todo aquello que vivimos ya no quedaba nada.
Quedaste ahí, detenido, suspendido.
En el pasado.
Solo.
No imaginas cuánto deseaba que te marchases.
Brindé y bebí de un solo trago nuestra despedida.
Sentí que contigo y después de tí
existían demasiadas cosas que me había estado perdiendo
y que tenía que recuperar pronto,

Tenía tanto miedo de que todo fuese un espejismo, fruto de tu desaire.
Miedo a tener miedo de que tú y sólo tú fueses la única persona que me hiciera sentir lo que ansiaba repetir algún día con otra persona. Miedo a olvidar lo bello que vivimos,
miedo a no volver a revivirlo.
Miedo a no tener la paciencia de esperar y seguir recorriendo a solas mi camino.
Pero no.
Hoy al despertar he vuelto a pensar en ello.
Sólo por el placer de confirmar lo que la noche me susurró al oído.
Ya no quiero interpretar tu silencio.
Porque he descubierto que tras él no hay nada.
Nada por lo que malgastar ni un minuto más de mi tiempo,
nada que decirte y nada por lo que permanecer aquí.
Nada.
Ya ves.. antes lo eras todo para mí.
Y ahora resuelvo que ya no eres nada

ácido y mi pasado.





Ayer en la noche estaba viendo todas las imágenes que tengo guardadas en mi pc, era ya tan noche… hace unas horas que ya había apagado la pc, pero algo me incomodaba así que tras darle vueltas a la cama decidí prender la computadora, de verdad que no tenía ganas de conectarme al msn y encontrarme con personas que al igual y yo no pueden o no quieren dormir, por eso mismo simplemente me dediqué a ver las imágenes, fotografías pésimas tomadas por mi, fotografías que me gustaban y según yo en algún universo paralelo a este debieron de haber ganado un premio por ser únicas…  así fui viendo todas mis imágenes hasta que llegué a una carpeta que se llamaba “Koi” inmediatamente supe lo que encontraría ahí… y dudé en abrirla, pero al final lo hice.

Era una galería de aproximadamente 107 fotos, en unas salía, en otras solo salían lugares que sólo yo podría encontrarles lo significativo… y recordé la primera vez que lo conocí.

Es extraño, nunca le lloré y yo siempre a toda persona que se cruza por mi vida y en algún punto se va, le lloro, pero con él no, tal vez fue la euforia de la vertiginosidad con que las cosas estaban sucediendo que nunca pude tomarme el tiempo de lamentar terminar una relación, que buena o mala fue “mia” yo compartí tiempo con esa persona, la lastimé, me lastimó, nos curamos, nos odiamos, nos amamos, nos mordimos y nos olvidamos.

“Kocie Języczki”

Es la canción que en ese instante escuchaba y creo que iba muy de acuerdo al contexto.

Por ti supe que Raúl llevaba acento en la “u”, supe lo que era ir al distrito federal a las 7 a.m. y tener los nervios de punta, supe lo que era regresar a las 10 a mi casa, supe lo que era estar con alguien que no te quería, supe convertirme en tu juguete y el trofeo que muchos odiaron, conocí lo que era ser maldita, alejarme de las amistades por que a ti te causaban conflictos, supe lo que se sentí voltear cuando me llamaba “menina”, cando hablábamos del juego, y también disfrute los momentos en dónde eras tú… sólo tú, odié a tu amiga Aurora, amé a tu amigo Juan que después también fue mi amigo, me gustaron lo speces sólo por que a ti te gustaban, aprendí de metal neoclásico y sobre ser una persona de “bien” conocí la UNAM y también supe lo que era dormir en la cama de tu mejor amigo, disfrute cosas contigo, y odie otras tantas…

El problema no fuiste tú, ni fui yo, fue el amor.

Un amor que ya había sido dado por mí para otra persona.

Cuentos, mitos, chismes, secretos, susurros se dirán de nosotros, pero al final sólo dos saben lo que pasó, saben la verdad y sobre todo la vivieron.

Como una pareja no te guardo rencor. Como persona no me agradas.

Raúl Antonio M.D.

RAMD.

“Perdón por Anahata, perdón por ciel, perdón por Camila, perdón por Carolina es sólo que en este mundo, la loca soy yo y en tú mundo no hay lugar para gente como yo.

En memoria de lo que nunca escribí sobre ti, y en memoria de todo lo que yo te di.

~No vuelvo más a este país en donde yo jamás estuve, pero por cien días viví~

sábado, 28 de mayo de 2011

Querido Ortega.



Me he tomado la libertad de escribir de ti por que se me da muy bien eso de escribir sobre la gente, no como crítica pero si como visión, al final ese es mi objetivo mostrar a la gente el cómo veo las cosas y tal vez conectarme con ellas aun sin vernos a la cara, tal vez las palabras son más honestas que un montón de cosas.

Bueno la verdad es que ¡recuerdas nuestra historia?

Si,yo venía de salida de une stado en donde el nombre de César me causaba un algo no muy lindo, venía con ganas de jugar a algo y de repente me hice presente en el juego, ese juego al que le dediqué horas y mucho empeño, corajes y el cual me hizo ver que toda cosa dónde el hombre este presentes directamente puede llegar a tener varios elementos de la realidad que tu y yo vivimos.

Yo lo sabía, eras inteligente para mi, eras importante, por eso cuando deje el juego a causa de una pendejada mal planeada (si, como todas) sólo conserve tu correo, hasta que decidí regresar y ahí estabas tú, más que listo para empezar a hacer un dúo conmigo, un dúo temido, querido y odiado, recuerdo cómo me impulsaste a hacer cosas, a meterme a los chingadazos, a reírme de las críticas, me enseñaste a confiar en mí.
No sólo tuve un amigo en el juego sino también fuera, un amigo que cuando yo ya me daba por huérfana me escuchó y me ayudó, un amigo que me dijo que lo dejara todo y empezara desde cero, un amigo que se empezaba a convertir en un amante, un amigo que no me decía que me quería, un amigo que planeaba darme la tención de la persona que yo querpia con tal de ser feliz… tú.

Tan imperfecto, tan enojón, tan maduro, tan lindo, tán cálido, tan extraño… tú.

Y al final terminó todo, yo con humor insoportable y tú con una sensibilidad al por mayor… terminamos desangrándonos el uno al otro.. pero yo t e extrañaba Ortega, me hiciste falta, y no te quise por hacerme eso… pero al final todo se resumía en algo: te extrañaba.

Llegaron las confesiones, y yo sólo tuve la peor tangente que en mi vida he usado, el alejarme navegando con bandera de “no querer hacerte daño” y sabíamos que los dos estábamos siendo idiotas… pero seguimos.

Yo me fui.

Tú te quedaste.

Y yo te seguía extrañando.

Yo me decepcioné de cierto León

Y yo te seguí extrañando

Yo dejé el juego 

Pero te seguía extrañando

Tú andabas con esa mujer 

Y yo me enojé, pero te seguía extrañando

Y así los días, verte ahí pero no para mi, no conmigo.

Y al final seguía extrañando a mi amigo, si, eres el mejor amigo que pude encontrar para hacer y deshacer.

Y después como si todo fuera absurdo regresaste.

Si, regresaste a ocupar tu lugar de nuevo.

Ay Ortega.
Te extrañé.
Te quiero C.O.B.


Yo soy la niña Imantada en tu vida.



Ya hace algunos siglos que has empezado a sospechar
que has caído sin quererlo en mi gravedad.
Es como si andaras siempre en espiral,
cuando encuentras una salida, YO aparezco

Niña imantada y ahora yo he de admitirlo,
y ahora tú presiento que te vencido,
no hay manera humana de escapar.

Así que alégrate, lo has conseguido,
los días sin MI serían precipicios,
no hay manera humana de escapar.

Nadie, nunca, nadie, nadie excepto yo
puede enviarte hacia el espacio y devolverte hacia mi cama.
Y en las horas más oscuras te haré levitar,
en descuidos crearemos universos.


Niña imantada y ahora tú habrás de admitirlo,
y ahora yo presiento que he vencido,
no hay manera humana de escapar.

Te voy a contar este misterio:
simple y eficaz, el roce de mis dedos
te ha magnetizado, y ahora tú,
y ahora tú ...
y ahora tú ...
y ahora tú ...

Así que alégrate, lo has conseguido,
los días sin mi serían precipicios,
no hay manera humana de escapar.

Así que alégrate, lo has conseguido,
los días sin mi serían precipicios,
no hay manera humana de escapar.

viernes, 27 de mayo de 2011

C e s a r.


Hopelessly devoted to you.

Pero tus manos son mi tiempo
y no quiero jugar a detener la boca y los abrazos.

No voy a retener mis frases ni mi aliento
no me quiero tragar ni un poco de silencio
ni uno solo de los consentimientos.

Yo quiero tu cobija hasta que quieras
te doy mientras
mis ansias, mis costumbres,
mis ruidos, mi placer, mi desmesura.

Te amo ♥

Toco tu boca..


"Y si nos mordemos el dolor es dulce, y si nos ahogamos en un breve y terrible absorber simultáneo del aliento, esa instantánea muerte es bella. Y hay una sola saliva y un solo sabor a fruta madura, y yo te siento temblar contra mi como una luna en el agua"

Napolen on the Bellerophon


Si hay algo que disfruto más que nada en el mundo es:

-Yann Tiersen
-Beirut
-Preguntar

La magia, las cosas, los conceptos, las personas, los nombres, las figuras, los días, absolutamente todo se puede preguntar, el hecho de que lo hagas no quiere decir que encuentres una respuesta, es más nada te garantiza que haya un respuesta a lo que estés formulando en tu mente… y no culpo a… ¿A quién se le culpa cuando no encontramos una respuesta?

¿A Dios? ¿A ti? ¿Al universo?

Yo de verdad tengo preguntas con posibles respuestas y respuestas que se que están MAL pero me sirve tener esa respuesta y ojo nunca mencione la palabra mentiras... una cosa son las respuesta sincorrectas y otras las mentiras (desde mi muy humilde pero valioso punto de vista)

Había una vez una mujer de ojos morados y cabello azul como el cielo cuando parece que va a caer una tormenta, vestía una falda verde desgastada, la tela ya estaba casi rota apenas y alcanzaba a cubrir sus largas y blancas piernas y uno que otro secreto entre las piernas… 

-¿y dónde estaba?

Esta mujer estaba en una cabaña, en medio del bosque, una cabaña pequeña, hecha de madera, con olor a eucalipto.

-¿Y qué hacia la mujer?

-Tocaba… tocaba y producía sonido desde su instrumento el cual estiraba y soltaba notas largas y hermosas, era una belleza oírla tocar cada noche como hace 5 años, la rutina era la misma, sentarse en la alfombra roja que tenía años sin lavar, sentada frente al fuego y emitiendo sonidos, yo creo que cada nota que creaba era materializada en sonido y en lagrimas

-¿Tocaba el acordeón? ¿O el violín? Una guitarra pudiera ser.

-Oh no, ella  no tocaba eso, ella hacia música con su corazón. Lo tomaba con sus manos y los apretaba, trataba de enterrarle los dedos y perforarlo para que dejara de estar vivo, para que dejara de recitarle que la habían dejado sola, después de 5 años aún canta su corazón.

-¿Y quién la dejó?

-Un hombre que le prometió regresar y se perdió en el camino.

-¿Por qué se fue?

-No lo sé, nunca supe por qué me fui…

El Chisme de Lavadero se pone bueno con: